Se ha producido un error en este gadget.

jueves, 14 de octubre de 2010

Los Cuadernos de Don Rigoberto

Mi humilde opinión:

Mi opinión respecto al texto, es de clara discrepancia. No creo que el deporte, sea un obstáculo para el desenvolvimiento del espíritu, porque creo que este termino filosofal, tiene una interpretación diferente, segun la persona que lo trate. Desde mi punto de vista, el desenvolvimiento del espíritu, es saborear la vida acción a acción, y sinceramente creo que las experiencias que se viven en el deporte te dejan un sabor dulce, por lo general, en el paladar, una victoria, la superación de un reto, un buen trabajo en equipo, estas son cosas que no creo que entorpezcan el desenvolvimiento espiritual.

Respecto al termino "mens sana in corpore sano" no se porque dice que una mente sana es "tonta, convencional, sin imaginación y sin malicia, adocenada por los estereotipos de la moral establecida y la religión oficial." y por el contrario una mente sucia es "malos pensamientos, floración de imágenes prohibidas, apetitos que induzcan a explorar lo desconocido y a renovar lo conocido, desacatos sistemáticos a las ideas heredadas, los conocimientos manoseados y los valores en boga."
Eso creo que seria en años anteriores donde la educacion, estaba sometida a la religión y donde no habia margen de libertad de expresion o donde cada "mal" acto estaba castigado. Pero hoy en los años que corren no creo que su calificación de termino "sana" y "sucia" este correcta.

Respecto a lo que trata este personaje en la última parte del texto, si que tengo que decir que una parte de mi esta de acuerdo, aunque también pienso que es un poco sensacionalista y generaliza demasiado. Si que es cierto que la competición de hoy en día lleva a cabo ciertos tejemanejes de los que habla el autor. El deporte de competición es muy duro y como tal siempre se presentan las trampas para "ayudarte" a superar esa dificultad, pero ya es decisión de cada deportista, realizar el camino legalmente o con "ayuditas".

1 comentario: